Cómo crear tu brochure de servicios en 5 sencillos pasos

Por Mónica Castro Lara

No sé si te ha pasado, pero cuando un cliente nuevo te contacta, a veces es un poco difícil explicarle rápidamente quién eres, qué haces, cómo lo haces y cuáles son tus rangos de precios por el servicio o producto que ofreces. Por más que quieras explayarte y contarle cuál es tu historia con el fin de generar mucha más empatía, el tiempo no es un buen aliado para este tipo de situaciones; sabemos cómo son los clientes y por qué necesitan tener nuestros datos lo más pronto posible. Es por ello que los expertos recomiendan a todos los emprendedores, contar con una herramienta visual donde podamos condensar toda esa información y nos sea mucho más fácil comunicarla. ¿Ya sabes de qué te estoy hablando?

Un brochure de servicios es básicamente el documento donde puedes comunicarle a tus clientes tus propósitos como empresa, marca o freelancer y a la vez, promocionarte. Coloquialmente es conocido como folleto, tríptico e incluso flyer, aunque en realidad su diseño y contenido, es mucho más especializado. Como te mencioné anteriormente, es la manera ideal para darte a conocer y definir qué es lo que haces como emprendedor. Un brochure ayudará al cliente a captar de manera más sencilla toda esta información, resolver algunas dudas y ponerse en contacto contigo de manera inmediata. El tener un brochure de servicios también es muy importante para delimitar perfectamente nuestro trabajo y conocimientos; habrá ocasiones donde los clientes te pidan cosas imposibles, proyectos que simplemente no van con lo que tú haces, o te pidan –de manera casi exigente- un precio especial, así que el brochure será tu fiel aliado para deslindarte de esos proyectos asfixiantes y sobre todo, de defender tu trabajo y darte la importancia que mereces.

Si ya visualizaste los enormes beneficios que genera el tener un brochure de servicios y ya te dieron ganas de tener uno, toma en cuenta los siguientes cinco pasos generales para su creación:

 

  1. La información. No hay necesidad de precipitarse, trata de hacer varios borradores de tu brochure y una vez que los tengas listos, entrégaselos a tu familia o amigos; ellos te ayudarán a elegir la mejor opción: qué información es la más adecuada, cuál es la que mejor se entiende, etc. Reflexiona exactamente qué es lo que quieres decirle a tus próximos clientes sobre ti o tu proyecto de manera tal que puedas generar cierta expectativa y les interese contar con tus servicios/productos. Sí, no es nada fácil, pero la misma pasión que tienes por tu proyecto, ayudará bastante a elegir la información y redactarla. Puedes inspirarte con tu historia, tus casos de éxito y de fracaso, por qué te gusta lo que haces y a quiénes quieres ayudar con ello.

 

  1. Delimita los servicios/productos que ofreces. Si eres un emprendedor como yo, que cuenta con un maravilloso abanico de posibilidades laborales y quieres incluirlas en tu brochure de servicios, será mejor que las delimites un poco y tomes en cuenta aquellas que más te gustan y en las que más te encuentres capacitado. No te guíes tanto por la cuestión del dinero, sino por las que más te harán feliz y sepas que puedes trabajar de manera más tranquila. Ahora, si lo tuyo es la venta y gestión de productos, tengo dos recomendaciones personales que hacerte: puedes colocar todos dentro de tu brochure o colocar únicamente los que más demandas tengan. Eso depende de ti.

 

  1. Rango de precios. Hay personas que consideran que la mejor manera de competir, es publicar sin miedo alguno los precios de los servicios y/o productos que maneja. Otras personas, deciden mejor no hacerlo para establecer el mejor precio de acuerdo al trabajo que se solicita. Ambas opciones son muy buenas y tú tienes la decisión absoluta de colocar los precios o no y serás testigo de las ventajas en cada una. Como te dije anteriormente, tal vez el sí publicarlos en tu brochure, ayuda a defender tu trabajo y a no “dejarte”. Otra opción bastante práctica, es poner cómo se pueden realizar los pagos, para que el cliente lo tome en cuenta.

 

  1. Información de contacto. Si eres de los que les gusta establecer contacto con los clientes vía correo electrónico y nada más, es una excelente oportunidad de reflexionar exactamente cómo y mediante qué canales de comunicación, prefieres que tus futuros clientes utilicen a través de tu brochure de servicios. Independientemente de si cuentas o no con un local fijo, hay información que debe ser imprescindible: tu correo electrónico, tus horarios de disponibilidad y tus redes sociales. Otra información que puedes tomar en cuenta pero que depende mucho de ti y tu privacidad, son tu dirección de negocio y teléfono (fijo o celular). Una vez que entregues tu brochure, los clientes te contacten y empieces a trabajar directamente con ellos, podrás elegir el brindarles tus datos más personales o no.

 

  1. Diseño. Es prácticamente fundamental que tu brochure de servicios cuente con un diseño impecable y creativo que refleje en cada una de las esquinas del documento, tu personalidad como marca, negocio o freelancer y que por supuesto respalde toda tu información de manera visual. Te recomiendo ampliamente que busques algunos ejemplos en Pinterest y seguramente quedarás más que inspirado. No tengo que recordarte que Ojo Terzo es la mejor opción para el diseño de tu próximo brochure.

 

Finalmente, una recomendación muy general –y que la mayoría de los que cuentan con un brochure cree bastante pertinente- es condensar la información lo más que se pueda, es decir “keep it short and clear”. En muchos casos, el pretexto de las personas es que “les da flojera” y por lo tanto, se les pasa leer eso que te tomó tanto tiempo redactar, así que no te desgastes tanto y procura mantener las cosas mucho más sencillas. Por supuesto que habrá clientes que quieran conocer a fondo tu proyecto y así poder hacer alianzas profesionales futuras, pero para eso está el tan famoso dossier, pero ya habrá tiempo de que te platique cuáles son sus características y en qué se diferencia con un brochure de servicios.

Si necesitas ayuda con la redacción de tu próximo brochure, no dudes en contactarme a través de Ojo Terzo, quienes a su vez, son la mejor opción para el diseño del mismo. ¡Ambos estaremos felices y dispuestos a ayudarte!

 

Categorías principales de la gestión del diseño

La gestión del diseño ha nacido de la transición entre diferentes modelos jerárquicos de gestión y el modelo organizativo flexible. Este plano promueve la iniciativa individual, la independencia y la toma de riesgos, por eso resulta una gran herramienta para todo aquel que quiera emprender.

Según Brigitte Borja investigadora en diseño y negocios, la gestión del diseño presenta un doble objetivo :

Familiarizar a los directivos con el diseño y a los diseñadores con la dirección y desarrollar métodos para integrar el diseño en el entorno empresarial.

Estas son las principales categorías que se deben tomar en cuenta para lograrlo:

Producto

El valor adicional que el diseño aporta a un producto va mas allá de su proceso de fabricación y puede influir sobre su margen bruto (ganancia), rendimiento y rentabilidad.

Los distintos aspectos de la gestión del diseño varían en función del sector y el producto, pero incluyen entre otros, la innovación, la línea, el desarrollo y la calidad de los productos.

Entorno

Dentro de esta categoría, la gestión del diseño se concentra sobre todo en la forma en la que una empresa invierte y en cómo los gestiona después.

Entre estos activos se encuentran fabricas, oficinas y tiendas, también equipo y mobiliario que contienen en su interior.

Información

Determina el modo en que una empresa transmite sus objetivos a sus diferentes públicos meta. por lo general, la información sobre el diseño es suministrada por medio del marketing y abarca desde el diseño de publicidad, del material promocional y de relaciones publicas, hasta el diseño para los directivos, empleados y propietarios de un a compañía.

Identidad corporativa

El diseño de la identidad corporativa está  muy ligado a la estrategia corporativa y modela todos los aspectos de las tres categorías anteriores.

Sus ventajas son difíciles de evaluar, pero las empresas con una fuerte identidad corporativa tienen una  mayor valorización con respecto a sus competidores.

Para cada emprendedor conocer la importancia con la que estan ligados estos aspectos les ayuda a identificar las oportunidades de nuevos proyectos, procesos e iniciativas de tipo creativo y planificar los recursos necesarios, si entienden el contexto en el que actúa el diseño.

Comprender este ciclo también ayuda al resto de los responsables en la toma de decisiones. Si tienes alguna duda sobre como podría ayudar este proceso de planeación en tu negocio no dudes en contactarnos, que con mucho gusto te podemos asesorar.

100 MXN de descuento en diseño de tarjetas de presentación (promoción del mes)

ojo-terzo-promocion-diseno-disenador-grafico-tarjetas-de-presentacion-tarjetas-de-visita-descuento-emprendedores-pymes-empresas-freelance-autonomos-marca-personal-entrepreneurs-blog

Aprovecha y mejora la primera impresión que tus clientes tienen de tu marca.

Ojo Terzo te regala $100 MXN de descuento en Diseño de Tarjetas de presentacióndurante todo el mes de noviembre.

Haz clic aquí para  más información

6 señales de que necesitas renovar tu marca

  1. Sientes que tu marca esta desactualizada

Si sientes que tu marca es todavía una imagen de lo que era hace unos años y hoy ya no lo es, debes pensar en un cambio. Tu marca debe transmitir lo que eres hoy. Debes sentirte orgulloso de ella. Si no es así, la pasión por tu marca y negocio decaerá, y tus clientes también.

  1. Tus ventas han disminuido

Si tus ventas no son muy altas y has intentado de todo para incrementarlas, tal vez te vendría bien hacer unos cambios en la marca. Ya que puede despertar el interés de nuevos clientes, y reavivar el interés de tus clientes anteriores.

Puedes traer a la vida una marca obsoleta con una nueva imagen y concepto.

  1. Tu negocio cambió su ubicación

A veces la gente decide cambiar de local o dirección por diferentes motivos, muchas veces es por que has decidido crecer o expandir tu marca.

Eso está perfecto, asegúrate de que todos los rubros de ese crecimiento vayan de la mano. Grandes cambios empresariales como estos generalmente necesitan un nuevo look para acompañarlos. Ya que su imagen anterior puede no reflejar lo que busca ahora, o no atrae a los clientes adecuados. Lo que nos lleva al siguiente punto:

  1. Estás atrayendo a clientes que no son tu nicho de mercado

Si tu marca está atrayendo a los clientes equivocados, sería buen momento para replantearla.

Por ejemplo, llegan a ti clientes que buscan otro tipo de servicio o producto más barato o viceversa. O como si tuvieras un restaurante vegetariano y la mayoría de tus clientes llegan pidiendo platillos con carne, en ese tipo de casos podrías necesitar un cambio en la imagen, ya que no estas transmitiendo correctamente lo que ofreces.

  1. Sientes que existen marcas muy similares a la tuya

Esto sucede con frecuencia cuando existe alguna moda o boom en algún tipo de negocio.

Si sientes que tu marca es muy similar a la de otro emprendedor, sin duda es hora de pensar en un cambio de imagen y ¿por qué no? ser mucho más original y registrarla. Así también evitas que en el futuro alguien quiera usar tu nombre o imagen.

  1. Acabas de empezar tu marca

Tu negocio es nuevo y decidiste hacer tú mismo la imagen en PowerPoint (please don’t), esto podría parecer una buena opción, ya que se trata de una idea que estas empezando y no quieres invertir, pero esto a la larga puede salirte más caro porque no estas dando la importancia necesaria a una parte esencial de tu negocio: su imagen, recuerda que de la vista nace el amor 😉

Si necesitas alguna asesoría, con mucho gusto en Ojo Terzo estamos para ayudarte. Contáctanos.